Ángeles Muñoz, alcaldesa de Marbella

 Ángeles Muñoz, alcaldesa de Marbella

¿Qué tiene Marbella?
Marbella es una localidad cosmopolita, abierta al mundo, y con unos ciudadanos muy acogedores. Tenemos numerosos turistas residenciales que son fieles a nuestro municipio y, además, cada vez son más las nacionalidades que nos visitan. Aquí pueden encontrar sol y playa, una gastronomía muy variada y una gran oferta a nivel de ocio que hace que quien venga a Marbella quiera repetir la experiencia.

¿Qué novedades podemos ver en la ciudad malagueña?
Novedades hay muchas, ya que desde el primer momento hemos apostado por mejorar tanto las infraestructuras y equipamientos existentes, como por dotar a la ciudad de otros nuevos de los que carecía hasta el momento y que eran muy demandados por los vecinos. Por poner algunos ejemplos, estamos realizando la conexión de todo el paseo marítimo y ya se puede pasear sin ningún obstáculo desde Marbella hasta San Pedro. Hemos remodelado las Terrazas del Puerto Deportivo y le hemos dado un aire totalmente renovado a este entorno céntrico tan transitado. También hemos trabajado en la mejora de barrio a barrio con actuaciones concretas a nivel de nuevos acerados, asfaltado, creación de nuevos parques infantiles y áreas de juego. A nivel educativo y cultural, hemos rehabilitado un edificio de gran valor histórico, el Hospital Real de la Misericordia, y hemos apostado por la formación universitaria, cediendo parte de su espacio para la sede de la UNED (Universidad Nacional de Educación a Distancia) en Marbella. También hemos dotado a la ciudad de un nuevo Conservatorio de Música y Danza, hemos rehabilitado auténticas joyas arqueológicas, como la Basílica Paleocristina y la Villa Romana de Río Verde. Hemos apostado también por nuestros mayores, con la creación de nuevos centros, y por nuestros jóvenes, con numerosas actividades creativas y de ocio para su tiempo libre.

¿Goza de buena salud Marbella?
Sí. Goza de buena salud. No podemos obviar que esta ciudad ha pasado con anteriores corporaciones locales por una etapa complicada; etapa que, finalmente, derivó en un daño tremendo a su imagen, ya que se asociaba a Marbella con asuntos que nada tenían que ver con la seña de identidad que posee. Ha costado mucho trabajo sacar a la ciudad de ese estado y volver a recuperar su imagen de marca y su proyección a nivel internacional. Pero hoy nos sentimos orgullosos de decir que sí, Marbella goza de buena salud.

¿Cuál ha sido la gran aportación de su gestión al frente de la Alcaldía?
Cuando este Equipo de Gobierno llegó al Ayuntamiento, nos lo encontramos en un estado de ruina lamentable. La deuda ascendía a casi 600 millones y la quiebra de esta administración era la crónica de una muerte anunciada. En ese momento, nadie apostaba porque fuéramos capaces de reconducir esa situación. Hemos conseguido reducir la deuda heredada en 156 millones, la deuda existente anteriormente con entidades bancarias no supera los 30 millones frente a los 180 del año 2007 y estamos pagándoles a esos proveedores con los que este Consistorio tenía contraída una gran deuda. Simplemente, se trata de contener el gasto y establecer una serie de prioridades. Poco a poco, hemos ido abandonando ese lastre que heredamos.

¿Cómo es la Marbella de sus sueños?
La Marbella de mis sueños es la Marbella del sueño de los ciudadanos a los que represento. Por ello, es muy importante que les escuchemos y atendamos a sus necesidades para que, entre todos, podamos tener la ciudad que queremos. Por el momento, vamos bien.

¿Qué queda de la Marbella dorada que todos tenemos en mente?
De la Marbella dorada queda todo. El entorno maravilloso, con unos paisajes de enorme belleza, una gastronomía al más alto nivel…y muestra de ello es que hoy por hoy son muchas las personalidades que eligen esta ciudad como destino vacacional. Incluso hemos tenido a grandes fieles como Mario Vargas Llosa, la duquesa de Alba, que incluso tiene casa aquí, Antonio Banderas y Eva Longoria con su tradicional gala de verano, Vicente del Bosque, Carmen Cervera…y muchas más visitas ilustres que vienen a disfrutar de esta maravillosa ciudad.

¿Quién es Ángeles Muñoz?
Una persona normal, que se siente muy orgullosa de representar a una ciudad tan importante como Marbella.

Es médico de familia de carrera, si no hubiese sido político, ¿vestiría bata blanca?
Sin lugar a dudas. La medicina es una gran vocación para mí y, aunque ahora me encuentro en el desarrollo de otra profesión que exige de mi dedicación, ser médico es algo que siempre te acompaña vayas donde vayas.

Cómo es la mujer que hay detrás del cargo?
Familiar, muy pendiente de los míos, y también me gusta mucho el contacto directo con la gente.

¿Cómo era Ángeles en su más tierna infancia?
Curiosa, cuidando de mis hermanas….bueno, confieso que también hacía alguna que otra “trastada”, pero nada que no tuviese solución. Por lo general, era bastante tranquila.

¿Pensó alguna vez en llegar a dónde ha llegado?
Si te soy sincera, no. Yo estudié Medicina y pensé que me iba a dedicar a esta profesión. De hecho, tengo mi plaza en el centro de salud de San Pedro, donde estuve siete años. Sin embargo, hay veces que se te cruzan otros caminos en la vida.

¿Qué valores deben primar en el día a día de un responsable de la cosa pública?
Ante todo, la honestidad y el interés general.

Ha sido miembro del Comité Ejecutivo Nacional del PP, ¿Podemos decir que España va bien en el camino de la recuperación?
Desde mi punto de vista, los esfuerzos se han dirigido precisamente a que así sea. Si hacemos una comparativa con Marbella, el Gobierno del PP a nivel nacional se encontró con una situación económica lamentable, provocada por un Gobierno socialista que no quería ni oír hablar de la palabra “crisis”. Por lo tanto, y aun siendo muy complicado el camino que se ha tenido que recorrer, España va avanzando hacia la recuperación.

Acaba de ser proclamado Felipe VI como Rey de España, ¿qué opinión tiene del nuevo monarca?
Una renovación siempre es buena, sobre todo, si es un momento adecuado para ello. Pienso que el actual monarca va a hacer bien su papel.

 

Deja tu comentario